¡Oferta!

Bondolino Light Quality Sand – Cream

109.00  81.75 

La mochila Bondolino Light Quality es una mochila portabebés ergonómica especialmente diseñada para ser usada desde el nacimiento (3 kg) y hasta los 20 kilos de peso, garantizando siempre la posición fisiológica del niño gracias a su panel adaptable en anchura.

Confeccionada igualmente en tejido de fular, la Light Quality es la versión más ligera y fresca de la mochila portabebés Bondolino Classic.

Se ajusta y cierra mediante velcros y un nudo. Sus tirantes son anchos y están acolchados, estrechándose en sus extremos para  facilitar el anudado.

La modelo Sand – Cream de la mochila Bondolino Light Quality incluye capucha bolsillo y está confeccionada en tejido de fular de algodón 100% combinando dos tonos de beige.

Se acompaña de libro de instrucciones, cruceta para los tirantes (cuyo uso es opcional), capucha y una bolsa para guardarla.

Agotado

Product Description

La mochila Bondolino Light Quality es una mochila portabebés ergonómica especialmente diseñada para ser usada desde el nacimiento (aproximadamente desde los 3 kilos) y hasta los 20 kilos de peso, garantizando siempre la posición fisiológica del niño gracias a su panel adaptable en anchura.

La mochila Bondolino Light Quality es la versión más ligera y fresca de la mochila portabebés Bondolino Classic. Al igual que ésta, está confeccionada en tela de fular, lo que significa que aprovecha toda la elasticidad de los fulares tejidos para adaptarse perfectamente al bebé y también a quien le lleva. La diferencia radica en el fular que se emplea en su confección: en la Bondolino Light Quality está tejido con hilos más finos, lo que permite que la mochila sea más ligera, fresca y transpirable.

¿Qué características hacen de la Bondolino una mochila tan especial?:

– Su panel es adaptable en anchura, lo que permite que tanto un bebé recién nacido como un niño grande puedan ser transportados conservando siempre la posición de ranita (espalda redondeada, sentado sobre su culete y con las rodillas ligeramente más elevadas que éste). La posición más estrecha del panel es de unos 24 cm, la posición más ancha es de unos 33-34 cm. De esta manera podremos llevar a un bebé desde su primer día de vida y hasta los 20 kilos, unos 3-4 años.

Esta ampliación del asiento es muy sencilla: simplemente hay que extraer la pieza de tela adicional y abrocharla con botones en la parte inferior de la mochila portabebés.

Se ajusta y cierra mediante velcros y un nudo, recordando a los mei-tais. El hecho de que no lleve hebillas, broches o cintas ni tampoco piezas de plástico o metal hace de ella una mochila muy suave y confortable sin restarle facilidad de uso.

– Está confeccionada a partir de tela de fular. Esto significa que se adapta perfectamente al bebé y a su papá, pues aprovecha toda la elasticidad diagonal propia de éstos para amoldarse a ambos: perfecta ergonomía.

– Sus tirantes son anchos y están acolchados, para garantizar la máxima comodidad y adaptabilidad. Además, se van estrechando en sus extremos, para mejorar el confort y facilitar el anudado.

La mochila Bondolino Light Quality, en posición ventral (bebé delante) se abrocha mediante un nudo debajo del culete del bebé. Incluye una pieza de plástico o cruceta para facilitar que al cruzar los tirantes en la espalda estos queden perfectamente colocados, aunque su uso es opcional y la colocación de los tirantes es tan sencilla que realmente no suele ser necesario su uso. Para utilizar la mochila en posición ventral, la Bondolino incluye un cordón, que permite unir los tirantes por encima del pecho sin necesidad de cruzarlos.

La capucha se puede fijar tanto con velcros como con una cinta, lo que hace cómodo el sujetarla no sólo cuando usamos la mochila delante sino también con el bebé a la espalda. Se incluyen unos protectores de tirantes para proteger esa zona del velcro cuando no está en uso, por ejemplo cuando vamos a lavar la mochila.

Incluye un pequeño y práctico bolsillo, ubicado en un lateral del cuerpo de la mochila.

La mochila portabebés Bondolino Light Quality está confeccionada en tejido de fular de algodón 100%, libre de sustancias o tintes tóxicos.

En la caja se incluye libro de instrucciones detalladas con fotografías paso a paso, la cruceta para los tirantes (cuyo uso es opcional), capucha y una bolsa para protegerla y transportarla.

Se puede lavar en la lavadora en un ciclo corto y con agua fría.

Bondolino está fabricada por la prestigiosa marca alemana de portabebés Hoppediz.

Si quieres ver cómo se coloca la mochila Bondolino, puedes visionar el vídeo de la marca (en inglés) en la pestaña superior “vídeo de instrucciones”.

Vídeo de instrucciones (inglés)