Bebé de alta demanda

¿Cómo puede ayudarte una mochila portabebés ergonómica con tu bebé de alta demanda?

Con cierta frecuencia tenemos conversaciones con papás en las que, de entrada, nos comentan que tienen un bebé de alta demanda. Algunas veces lo hacen con apuro, por si no les vamos a entender, y otras veces con auténtica angustia.

Hace poco recibí una llamada en la que la mamá estaba pasándolo realmente mal. Hablamos de muchas cosas que iban más allá de qué mochila portabebés elegir. Lo cierto es que acabamos compartiendo muchas experiencias y nos entendimos a la perfección. Y es que nosotros también somos papás de un bebé de alta demanda y sabemos muy bien hasta qué punto se puede llegar a pasar mal y cuán necesaria es la comprensión y la empatía del entorno, que quizá no comprenda lo que está sucediendo.

 

¿Qué es un bebé de alta demanda?

El término bebés de alta demanda lo acuñó un pediatra americano, el Dr. Sears. Este señor, precursor también de la crianza con apego, tenía un bebé con estas características en su casa y desde el primer momento fue consciente de que era diferente al resto de sus hijos y, por añadidura, a la mayoría de los bebés que había conocido hasta el momento.

Porque, ¡por supuesto que todos los bebés son demandantes! Pero podemos decir que hay una gran mayoría de bebés que están en un nivel de demanda “medio”, incluso algunos son pequeños budas que se conforman con comer, dormir y mirarte desde una hamaquita, esos que muchos califican como “bebés buenísimos“.

Sin duda, los papás que tienen un hijo cuyas necesidades son mucho más elevadas y más urgentes que las de la media saben que tienen un hijo de alta demanda. A menudo ocurre que desconocen el término, desconocen que otros papás han pasado por la misma situación, y se sienten profundamente desconcertados, abrumados, sobrepasados, a veces devastados por la imposibilidad de separarse de su bebé ni de día ni de noche. Algunas veces, presionados también por el entorno, llegan a culpabilizarse, a pensar que están malcriando a sus hijos, cuando resulta que es todo lo contrario: le están dando a su bebé de alta demanda justo lo que necesita.

Por resumirlo de alguna manera, los bebés de alta demanda:

Son bebés muy exigentes. Incluso con todas sus necesidades básicas cubiertas siguen insatisfechos.

No parecen relajarse nunca, siempre están alerta, con los ojos abiertos de par en par.

– Su carácter suele ser intenso, tanto para la diversión como para los momentos de frustración o enfado.

– Derivado de lo anterior, suelen dormir mal, en periodos cortos de tiempo y con un sueño ligero que puede acabar en cualquier momento.

Necesitan contacto físico de manera constante y como necesidad básica para vivir. El piel con piel es su hábitat.

Suelen llorar desesperadamente, como si un riesgo vital les amenazara.

– Suelen ser muy sensibles al entorno, a los estímulos, a la hiper-excitación.

– Tienen una alta necesidad de succión.

– A menudo nos encontramos con bebés de alta demanda que tienen un desarrollo motor e intelectual muy rápido, son niños “muy espabilados” para su edad, bebés que no quieren serlo.

 

¿Cómo puede ayudarte tu mochila portabebés ergonómica con tu bebé de alta demanda?

Un bebé de alta demanda necesita de ti 24 horas. Necesita tus brazos, tu olor, tu sonido, tu vaivén. Llevarle en una mochila portabebés ergonómica te ayudará a saciar su necesidad de ser llevado en brazos durante todas las horas del día en que os sea necesario y te permitirá satisfacer sus necesidades antes de que esté realmente irritado.

Los bebés que son porteados:

Duermen más y mejor.

Lloran con menos frecuencia y por menos tiempo.

– Tienen menos cólicos del lactante y es de gran ayuda en bebés que regurgitan con frecuencia o tienen reflujo.

Pueden mamar a demanda, es decir, siempre que lo necesiten, sin necesidad de que su madre se siente.

Sus necesidades se atienden antes porque sus padres pueden estar siempre pendientes de su estado.

Puede descubrir el mundo desde tu misma altura y refugiarse en tu pecho cuando esté cansado de la estimulación.

Si llevas a tu bebé en una mochila portabebés ergonómica no podrás ducharte, algo que los papás de bebés de alta demanda sabemos que a veces es casi un imposible, pero sí podrás lavarte la cara y los dientes, maquillarte y peinarte, preparar la comida, comer, beber, leer un libro, pasear, ver la televisión, poner la lavadora y la secadora o tender la ropa, planchar, salir a hacer recados, ir de compras incluso dar una cabezada sentada en el sofá.

Hay pocas cosas que no puedas hacer mientras porteas a tu hijo, que además estará mucho más tranquilo y satisfecho que si insistieras en dejarle en una cuna con pinchos o en un carrito faquir porque alguien te insiste en que le estás malcriando. Si para cualquier bebé el ser llevado en brazos es una necesidad fisiológica, no tengas duda de que para tu bebé de alta demanda es una necesidad vital como comer y beber.

 

Nuestra experiencia como padres de un bebé de alta demanda 

Nuestro segundo hijo es un bebé de alta demanda “de libro. Solemos decir que su nacimiento cambió nuestra vida para siempre. Y no para mal, como pudiera entenderse en un primer contacto, sino todo lo contrario. La especial sensibilidad de nuestro pequeño, sus ansias por crecer, su insaciable necesidad de contacto físico nos hizo conectar aún más con nuestra ma/pa-ternidad mamífera y priorizar lo verdaderamente necesario frente a todo aquello que no lo era.

Con un bebé que nació sosteniendo la cabeza casi desde el primer momento, que mamaba todo el tiempo, que dormía poco y necesitaba de nuestros brazos a todas horas, sumado a la necesidad de atender a nuestro primer hijo, una crianza sin una mochila portabebés ergonómica hubiera sido una locura. De hecho, así nació Mochilas-Portabebés.es, de nuestra experiencia porteando a nuestro segundo hijo todas las horas del día todos los días de la semana durante meses y después durante años. Sin ellas, la crianza hubiera sido aún más dura de lo que ya de por si ha sido y nos hubiera imposibilitado llevar adelante este proyecto.

Conciliación Mochilas-Portabebés.es

Esta imagen que ya hemos compartido en alguna ocasión anterior resume muy bien mi día a día. Llevar a mi pequeño en nuestras mochilas portabebés ergonómicas me ha permitido trabajar, me ha permitido desarrollar un proyecto profesional que me apasiona sin descuidar a mis hijos y todo ello con menos llanto y sin tener que separarnos.

La vida con un bebé de alta demanda no es fácil, ¡no es nada fácil! Pero si le porteas en una mochila portabebés ergonómica será mucho más llevadera.

Foto destacada | Morgan en Flickr CC

No hay comentarios

Deja tu Comentario

Your email address will not be published.